Ya estoy aquí, otra vez ensayando
Una nueva despedida.
Aquí animándome a dar,
El primer paso de mi huída.
Colgado de tu melena,
atado a ti por cadenas,
a tí, a tí.
Maldito deseo.
Mi voluntad envenenas,
llenas de tí mi existencia, de tí por tí.
No puedo creerlo.
No puedo creerlo no.


Pero eres mía, tan fuertemente mía,
que hasta me siento un ser injusto y egoísta.
Pero quería decirte un hasta siempre
y sin embargo he suplicado,
quédate siempre a mi lado,
los dos juntos, contra el resto del mundo.


Yo que ensayé mi discurso,
y de memoria lo sabía.
Hoy frente a ti,
me quedo en blanco,
y las frases se me olvidan.
Me miras y me terminas.
Me rindo cuando suspiras,
por ti, por ti.
Y otra vez me ganas.
Vuelve a engancharme tu risa.
Me atrapas en tu camisa, en ti en ti.
Me pueden tus labios.
Me pueden tus labios, no.


Y te quiero mía, profundamente mía,
aunque sea en esta calle sin salida.
Siempre tan mía, intensamente mía,
Aunque sé que es una locura que nos lía,
ir los dos juntos por la vida,
Contra el resto del mundo (bis)

Video erróneo?